Obras Públicas trabaja en el segundo tramo de la conexión entre la S-10 y la Ronda de la Bahía


La Consejería de Públicas del Gobierno de Cantabria está haciendo “todo lo posible” para que la obra entre el enlace de La Cerrada y Boo termine este año. Así lo indicó el consejero Francisco Rodríguez Argüeso, en el celebrado ayer lunes en el Parlamento de Cantabria, aunque reconoció que es “compleja”.

Rodríguez recordó que estas obras que se encuentran ahora en marcha, fueron adjudicadas en 2008 y deberían de haber finalizado en 2010. El consejero recordó que cuando en junio de 2011 se produjo el cambio de Gobierno solo se había ejecutado el 25,9 % de la obra, mientras que desde entonces hasta mayo de este año, el actual Gobierno ha ejecutado un 64,5 % de los trabajos.

El consejero recordó que esto es “más del doble” de lo realizado por el anterior Ejecutivo “en cuatro años”, y consideró que esta obra es un ejemplo de cómo el PP está agilizando obras en la región aunque la oposición sostenga que lo que hace es “paralizarlas”.

Rodríguez Argüeso también anunció que su consejería espera finalizar en agosto la redacción del proyecto del tramo comprendido entre el Crucero de Boo y la Ronda de la Bahía, trabajos que finalmente serán asumidos por la comunidad autónoma y no por el Ministerio de Fomento. Esta obra supondrá completar la conexión entre la S-10 y la Ronda de la Bahía.

En la visita realizada a las obras el pasado mes de marzo, Rodríguez Argüeso recalcó la importancia que este proyecto tiene para los ayuntamientos de Camargo y Astillero,  porque les “permitirá descongestionar el ”. También agradeció la colaboración de ambos ayuntamientos y de sus vecinos, “que son los que más han padecido” las dificultades de la obra por su complejidad técnica debido a las estructuras que tiene que salvar, con los pasos superiores sobre la línea de FEVE, el viaducto sobre la ría de Boo o el puente sobre las marismas.