UGT dice que Parayas puede perder 200.000 viajeros si no mejoran las rutas


UGT ha advertido que Parayas perderá este año 200.000 pasajeros, debido a la “perdida constante” de viajeros en las rutas de Madrid y Barcelona y las reducciones de frecuencias en las rutas internacionales.

Según el sindicato, esto alejará al Aeropuerto del millón de pasajeros que “tanto ha costado conseguir”. Por ello, ha pedido al Gobierno regional que realice un “esfuerzo importante” en ambas rutas.

“Todo indica que el continuo y constante crecimiento de pasajeros, iniciado en el año 2004, finalizó el 31 de diciembre de 2012, salvando por los pelos el resultado anual, después de retrocesos importantes en noviembre y diciembre”, señala .

Así, indica que la ruta de Barcelona, tras la salida de Air Nostrum y la entrada de Vueling, se ha visto reducida en 14.990 pasajeros entre enero y noviembre, con relación al 2011. Debido en gran parte a la reducción de frecuencias y sobre todo al “nefasto” horario de Vueling,  que llega a Barcelona a las 23.30 horas.

Para el sindicato, resulta “extraño e incomprensible” el acuerdo de renovación alcanzado recientemente por el Gobierno de Cantabria con Vueling, que pasa de las cuatro frecuencias actuales a la semana en su ruta  a Barcelona a tres (lunes, viernes y domingo), cuando en aeropuertos cercanos y similares como Valladolid tiene diario, en Pamplona seis a la semana y en San Sebastián catorce a la semana.

Además, “por primera vez en muchos años”, añade, los miércoles y sábados no habrá ninguna compañía que realice vuelos con Barcelona, lo que obligará a viajar el día anterior y volver al siguiente, desplazarse por Bilbao o utilizar la vía de transbordo a través de Madrid, “con el consiguiente trastorno económico y de tiempo y sin ninguna utilidad como hab de conexión con Europa”.

Con relación a Madrid, UGT destaca que el número de pasajeros ha disminuido en 36.978 entre enero y noviembre de este año respecto a 2011, disminución que, a su juicio, el descenso se debe “en buena medida” a los cambios, supresiones y movimientos que realiza Air Nostrum, y a unos precios “desproporcionados y abusivos”, sobre todo en algunos horarios y frecuencias sin competencia. Y a esto se añade, según dice, “lo inoportuno de la salida de Ryanair de Barajas por la mañana”.

Al margen de estas dos rutas, el sindicato también señala el “recorte” de frecuencias en otras conexiones de Ryanair (22 frecuencias) o Vueling (dos), con la consiguiente pérdida de asientos y pasajeros, así como la desaparición de las rutas de Volotea, que este año no operará en Parayas.

Ante esta situación, UGT considera “absolutamente imprescindible apuntalar” las rutas con Madrid y Barcelona, las más importantes para los cántabros.

En su opinión, si el Gobierno regional “realiza un esfuerzo importante en estas dos rutas, optimizando horarios y frecuencias”, se podrían alcanzar los 250.000 pasajeros en la de Barcelona y cerca de 500.000 en la de Madrid.

Para UGT, esto, unido a las conexiones internacionales, a la recuperación del vuelo con Alicante y a la incorporación de otros destinos, como Fuerteventura, “permitiría seguir creciendo en empleo directo e indirecto” y aumentar la cifra de pasajeros, lo que redundaría en “negocio y valor añadido” para la economía de Cantabria.

El sindicato ha animado al consejero de Innovación, Industria, Turismo y Comercio, Eduardo Arasti, a tomar en cuenta estas recomendaciones y a fijarse también en lo que se hace en otros aeropuertos donde se bonifican rutas o se construyen aparcamientos de bajo coste, abaratando así los gastos para los pasajeros, ya que las tasas aéreas siguen subiendo.

En este sentido, UGT insta a Arasti a exigir a la dirección de Parayas que “se implique de una vez y colabore, acondicionado un aparcamiento de bajo coste o larga estancia, y solucionando ya” la cuestión del horario operativo.