La FEMP trabaja en una propuesta común que recoja las reivindicaciones municipales a la reforma local


El Presidente de la FEMP, Íñigo de la Serna, ha anunciado que la Federación trabaja en la elaboración de una propuesta común, en la que queden recogidas las reivindicaciones de los municipios, que será presentada en el proceso de negociación de la reforma local.

La propuesta de la Federación se ultimará en los próximos días y será presentada en una nueva Junta de Gobierno que se tendrá lugar, probablemente, este mismo mes de marzo, antes de la próxima Comisión Nacional de Administración Local (CNAL).

En espera de conocer con detalle ese documento, el Presidente ya avanzó que, en materia de competencias, la FEMP pide que el Anteproyecto propuesto por el Gobierno modifique los contenidos referidos a educación para que las Entidades Locales dejen de asumir los costes derivados del mantenimiento, limpieza y conservación de los colegios, funciones “claramente enmarcadas entre las competencias autonómicas” que las Administraciones regionales deberán de asumir.

En materia de sanidad, los municipios reclaman que el plazo de cinco años previsto para la devolución a las CCAA de las competencias en este ámbito quede reducido a un año, “el mismo plazo que se ha fijado para Servicios Sociales”.

“Es falso que las Entidades Locales estemos trasladando a las Comunidades Autónomas competencias para las que no tienen financiación”, aseguró el Presidente. Lo que se pretende con una reforma de este calado es que “se haga justicia por fin en la parte competencial, como hemos venido pidiendo desde el inicio de la democracia”, recalcó.

Defensa de los pequeños municipios

La Federación pedirá al Gobierno que la reforma no añada más mecanismos a los ya establecidos para el control económico a los municipios con menos de 5.000 habitantes. “Ya hay suficientes con los fijados en la Ley de Estabilidad Presupuestaria, la retención de la PIE o los previstos para disoluciones de Ayuntamientos en casos extremos de insolvencia”, ha explicado Íñigo de la Serna. Por ello, la FEMP pedirá que se retire el artículo que prevé la intervención de estos municipios.

Sobre la evaluación de los servicios de las entidades locales de menos de 20.000 habitantes y, en su caso, el traslado de la prestación de esos servicios a las Diputaciones, el Presidente señaló que las posiciones de la FEMP quedaban mejor recogidas en anteriores borradores del Ministerio; en cualquier caso, la Federación pedirá que la reforma contemple plazos suficientes para que los municipios adapten la prestación de servicios a los estándares (“estándares que aun no conocemos y que generan incertidumbre”, apostilló) y que se escuche a la FEMP a la hora de establecer esos baremos. En cualquier caso, insistió en que lo que se deriva, y por un plazo determinado, son servicios, no competencias “que han de seguir residiendo en las Entidades Locales”.

Finalmente, y en materia de retribuciones a los electos locales de municipios con menos de 1.000 habitantes, desde la FEMP se pedirá reconsiderar la postura del Gobierno, que no contempla para ellos retribución alguna: “Estos Alcaldes hacen un buen servicio público” y es preciso, a juicio de la Federación, establecer un sistema, “el que se acuerde” para que puedan seguir percibiéndolo, dijo el Presidente.

“Queremos trabajar con el Ministerio como lo hemos venido haciendo”, explicó. Aunque reconoció que desde el documento inicial presentado en julio se han producido avances sustanciales, aboga por “continuar en el proceso y alcanzar un documento que sea el mejor de los posibles”.

Delegación en la Junta de Gobierno

El Consejo Territorial, finalmente, aprobó dar un tiempo para la elaboración del documento con la propuesta de la Federación y delegar en la Junta de Gobierno el análisis del texto, la evaluación de su grado de consenso y la posibilidad de celebrar, llegado el caso, una Asamblea General.