La Escuela de Música de Camargo cerró el curso con un nuevo concierto en La Vidriera


Cerca de un centenar de alumnos de la Escuela de Música de Camargo cerraron ayer el curso con un concierto al que siguió el acto de entrega de los diplomas que recogieron de manos del alcalde, Diego Movellán, la concejala de Cultura, Raquel Cuerno, y la directora de La Vidriera Ana Bolado.

Desde el Ayuntamiento recuerdan que la Escuela imparte actualmente “una preparación profesional equiparable al grado elemental de los conservatorios oficiales”.

Estudiantes a partir de cinco años se forman en esta Escuela con sede en La Vidriera y que tiene entre sus objetivos el fomento de la práctica instrumental encaminada a la profesionalidad y muy especialmente despertar en los alumnos el interés por la participación en agrupaciones vocales e instrumentales.

Además, en el último año los alumnos y los profesores han comenzado a sacar “la música a la calle” y para ello, se está potenciando el encuentro de los alumnos con el público a través de conciertos en distintos enclaves.

Se busca así potenciar el conocimiento de la Escuela por parte de los camargueses y facilitar el encuentro de los alumnos con el público como parte de su formación artística.

Este curso, el Ayuntamiento concedió becas por importe total de 1.800 euros a alumnos procedentes de familias con rentas bajas que han contribuido a cubrir un máximo del 85% de la matrícula.