Camargo se sitúa entre los municipios que más han destruido su costa


La organización ecologista Greenpeace ha denunciado que , con el 89% de la franja de los 500 primeros metros urbanizados, es el municipio que más ha visto destruida su franja costera en .

Detrás de nuestro municipio, se sitúan Comillas con el 51%, Noja con el 32%, Santander con el 30% y Santoña con un 25% de esos 500 metros urbanizados.

El estudio de Greenpeace indica que sólo el 21% de la costa de Cantabria tiene una protección efectiva frente al ladrillo, y que en tan solo 18 años, los municipios de Marina de Cudeyo y Ribamontán al Mar han ocupado más del 100% de la franja de los primeros 500 metros de costa, aunque Cantabria es la segunda comunidad autónoma que menos costa ha destruido.

Greenpeace concluye que la ocupación de la primera línea de costa ha sido masiva y que este proceso se verá reforzado por la nueva , que ve como “una nueva herramienta para seguir urbanizando el litoral”.

Según la organización ecologista, la franja de los primeros 500 metros de costa representa tan solo un 0,55% de la superficie de suelo del Estado, y en Cantabria un 1,74%.

A escala municipal, Marina de Cudeyo, Ribamontán al Mar, Miengo, San Vicente de la Barquera y Santa Cruz de Bezana son según Greenpeace los cinco municipios que más rápido han destruido su patrimonio natural durante los años de burbuja inmobiliaria.