Los centros educativos de Camargo participarán en un programa de seguridad vial pionero en Cantabria


Alumnos de la primera edición con las autoridades

Un total de 1.400 niños y niñas de 3 a 12 años de cuatro centros educativos participó el curso pasado en el proyecto piloto que se puso en marcha de modo experimental en Camargo impulsado desde la Jefatura Provincial de Tráfico y la Policía Local.

Esta iniciativa nació con el objetivo de dotar a los más pequeños de herramientas básicas para su autocuidado cuando circulan como peatones pero también cuando lo hacen a bordo de un vehículo.

Los directores de los centros educativos de Camargo han mantenido esta mañana una reunión en el Ayuntamiento con representantes de la Jefatura Provincial, de la Policía Local y con el Concejal de Educación José Diez para coordinar la extensión de este proyecto a todos los centros educativos del Valle a lo largo del curso que se inicia esta semana.

Desde octubre y hasta finalizar el año escolar, todos los alumnos de 3 a 12 años tendrán oportunidad de participar en esta iniciativa que alterna las actividades teóricas en el aula con la práctica en un parque de seguridad vial dotado con semáforos y señales que los alumnos deben recorrer en unas ocasiones como peatones y en otras a bordo de bicicletas y este año como novedad incluso de correpasillos con el objetivo de poner en práctica el respeto a las normas de seguridad y a riesgo de ser simbólicamente multados si no lo hacen.

Los alumnos participantes realizarán salidas programadas en las inmediaciones de cada centro educativo en la que, acompañados por los agentes que imparten la formación, ponen en práctica en un entorno controlado lo aprendido tanto en el aula como en la pista de prácticas de seguridad vial.

El Colegio Arenas de Escobedo será en octubre el primero en el que se desarrollará la actividad que este curso incorpora además herramientas didácticas que permiten impartir conocimientos de seguridad vial de modo trasversal en las clases de matemáticas o de ciencias e incluso facilitan la posibilidad de hacerlo en inglés. La Jefatura Provincial ha presentado esta mañana a los centros educativo el material didáctico elaborado en soportes audiovisuales, informáticos y en formato de kit de juegos.

Por vez primera este año se extenderá la participación en esta iniciativa a los alumnos de los institutos. Para ello está previsto adaptar los contenidos del programa de forma que se centren en cuestiones como la circulación en bicicleta y en ciclomotores.

Los agentes de la Policía Local Miguel Quindós y Orlando Calleja comenzarán en octubre a recorrer los centros educativos y lo harán, tras pasar por Escobedo, con el Juan de Herrera, Mateo Escagedo y al Colegio Agapito Cagiga, donde llegará la campaña previsiblemente tras las vacaciones de Navidad.

A partir de esa fecha se recorrerán los centros restantes hasta finalizar en el Centro de Educación Especial Parayas, los Colegios Altamira, Matilde de la Torre y Pedro Velarde, los cuatro que ya han tenido ocasión de participar este año en una iniciativa que ya ha despertado el interés de otros municipios de Cantabria