La chifla de Campoo, pieza destacada del mes en el Museo Etnográfico


El de , ubicado en Muriedas, ha elegido un instrumento musical, la chifla de Campoo, como pieza del mes de marzo.

La chifla es un instrumento pastoril, de la familia de los aerófonos, arraigado principalmente en la comarca de Campoo. Se asemeja a una flauta, pero ciertos rasgos caracterizan y resaltan su particularidad.

Así, suele estar hecha de saúco, madera fácil de manipular y de una dureza ejemplar, así como de unas cualidades acústicas idóneas.

Con esta elección de marzo, en el Museo Etnográfico quieren enfatizar la música en sí misma y referirla a su función social, sin dejar de considerarla un vestigio del quehacer pastoril.

La labor del pastor, más allá del cuidado de los rebaños, ha sido un importante medio de transmisión y desarrollo de la expresión de los sentimientos.

“Existe una pequeña, pero variada tipología de estos sencillos instrumentos aerófonos, siendo la flauta de hueso de buitre, el silbo, la berrona o la chifla los instrumentos más utilizados por los pastores en los momentos de distracción. Sus técnicas de construcción e interpretación se fueron transmitiendo de generación en generación”, explican.

Su estrecho contacto con la naturaleza ha desarrollado en ellos especiales habilidades en un sinfín de trabajos artesanales a base de navaja y, sobre todo, un sentido auditivo capaz de distinguir, por su cántico, las diferentes especies de pájaros, por el son, el campano de cada oveja, o los variados timbres del viento silbante en las brañas.