Camargo afrontará en 2015 la remodelación integral de las instalaciones de La Vidriera


El alcalde de Camargo, Diego Movellán, ha anunciado que en 2015 se afrontará una remodelación integral del Centro Cultural La Vidriera.

Coincidiendo con el vigésimo quinto aniversario de este espacio de referencia, tanto desde el punto de vista cultural como deportivo al contar con la primera piscina cubierta del municipio tanto por su fecha de inauguración como por número de usuarios que han pasado por sus instalaciones, “ha llegado el momento de realizar una intervención global en las instalaciones tanto para optimizar el espacio como para actualizar zonas que como el gimnasio, la biblioteca o la piscina cubierta así lo precisan para seguir dando un servicio de calidad”, ha explicado el primer edil.

En este momento se están manteniendo las primeras reuniones entre los técnicos de obras y los técnicos de deporte y cultura para perfilar aspectos de las actuaciones precisas.

El primero de los pasos será la puesta en servicio del edificio de las antiguas Oficinas de Cros que deberán albergar entre otros servicios culturales una nueva y más amplia biblioteca municipal dotada de zonas de estudio con acceso independiente y áreas infantiles.

Una vez se libere el espacio que ocupa actualmente la Biblioteca en La Vidriera comenzarán los trabajos para la ampliación y actualización de los espacios de cultura y de deporte.

El acceso a las instalaciones se realizará por una entrada común, lo que va a racionalizar la circulación de los usuarios por estas dependencias ya que actualmente ambas partes, deportiva y cultural, no son accesibles para el usuario desde el interior del edificio.

Esta actuación va a permitir dar respuesta a una de las demandas más habituales de los usuarios de las instalaciones deportivas: la ampliación del gimnasio y de los vestuarios. Una vez finalizados los trabajos, el gimnasio contará con una mayor superficie y nuevo equipamiento mientras que se instalarán más vestuarios y zonas específicas para que padres y madres puedan ayudar a vestir a sus hijos tras su paso por la piscina.

La piscina de La Vidriera también experimentará una transformación ya que está previsto modificar tanto la zona hidrotermal como las instalaciones de la piscina deportiva.

Con esta intervención global en el edificio se llevará a cabo además una revisión de la accesibilidad de las instalaciones y actuaciones para garantizar el tránsito y disfrute por parte de personas afectadas por discapacidad.

También está previsto actuar, como ya se anunció hace unos meses, sobre el aparcamiento de La Vidriera, que presentará su nuevo aspecto y mayor seguridad con la instalación de cámaras de vigilancia tal y como recoge un proyecto que incluye mejora del firme, reordenación de las plazas y la mejora en la iluminación con la reubicación de las luminarias.

El nuevo aparcamiento contará con zonas reservadas y señalizadas para el estacionamiento de motocicletas y bicicletas así como tres plazas de aparcamiento para discapacitados en la entrada.