Camargo convertirá el entorno del Pabellón de Revilla en un área deportiva de referencia


Trabajadores contratados por el Ayuntamiento procedentes del desempleo realizan en estos días labores de pintura en el interior del Pabellón Polideportivo de Revilla, el más antiguo de los recintos cubiertos dedicados a la práctica del deporte que existen en el Valle de Camargo.

“Estos trabajos completan así la remodelación llevada a cabo en los últimos meses con la sustitución integral de la cubierta del edificio, construido a principios de los años 80 y que ha puesto fin a los problemas de filtraciones que afectaban al normal desarrollo de la actividad deportiva”, explican desde el Ayuntamiento.

Estas obras contaron con una subvención de 200.000 euros concedida por la Consejería de Educación del Gobierno de Cantabria.

El alcalde de Camargo, Diego Movellán, acompañado por la concejala de Servicios Generales, Carmen Carral, ha visitado esta mañana los trabajos que se están desarrollando en la zona de las gradas y accesos de público y ha anunciado la intención del Ayuntamiento de continuar los trabajos en la zona para convertir a este punto “en una zona polideportiva de referencia en el Valle”.

Para ello, el Ayuntamiento va a mejorar el entorno y a completar las dotaciones existentes, un campo de hierba artificial, una pista descubierta y el propio pabellón, con la construcción de una nueva bolera en la zona anexa al propio polideportivo.

Los trabajos previstos incluyen también la mejora de la zona de aparcamiento, con nueva señalización y pintado de las plazas, así como la mejora en la ornamentación vegetal.

El Polideportivo de Revilla es utilizado de forma constante por los alumnos del Colegio Agapito Cagiga. A lo largo de su historia ha acogido competiciones deportivas al máximo nivel, ha sido escenario de eventos como las Ferias del Stock y por él han pasado la mayor parte de los clubes deportivos de Camargo.