El Club Parayas acoge un torneo de pádel para luchar contra la fibrosis quística


El Club Parayas acogerá el próximo domingo, día 27 de abril el I Torneo de Pádel Solidario organizado por Nuevas Generaciones en colaboración con la Asociación Cántabra de Fibrosis Quística.

El precio de la inscripción es de 7 euros y el precio de la comida es de 10 euros. La recaudación se destinará de forma íntegra a dicho colectivo.

Por este motivo, desde el centro deportivo solicitan a todos los socios la máxima colaboración en este evento. El teléfono para formalizar la inscripción es el 652 911 570.

La enfermedad

Esta asociación se creó en el año 1992, por un grupo de padres, conscientes de que la problemática que plantea la fibrosis quística necesitaba una actuación conjunta ante la imposibilidad de resolverse de forma individual.

La fibrosis quística es una enfermedad crónica y hereditaria que representa un grave problema de salud. Es una enfermedad degenerativa que afecta principalmente a los pulmones y al sistema digestivo.

Consiste en una alteración genética que afecta a las zonas del cuerpo que producen secreciones, dando lugar a un espesamiento y disminución del contenido de agua, sodio y potasio originándose la obstrucción de los canales que transportan esas secreciones y permitiendo que dicho estancamiento produzca infecciones e inflamaciones que destruyen zonas del pulmón, hígado, páncreas y sistema reproductor principalmente. Es una patología grave de tipo evolutivo con una esperanza de vida limitada y que hoy día no tiene curación.

Para mantener controlada la enfermedad, las personas con fibrosis quística necesitan un cuidado permanente con continuos tratamientos para las complicaciones pulmonares y digestivas, con controles periódicos en el hospital y una dedicación plena por parte de los pacientes y de su familia.

Un diagnóstico precoz puede prolongar la esperanza de vida de las personas con fibrosis quística y mejorar la calidad de la misma. En los últimos años se ha avanzado mucho en el conocimiento y tratamiento de la enfermedad pero, a pesar de eso, sigue siendo una patología sin curación.

Cuando la enfermedad se encuentra en un estadio muy avanzado, existe la posibilidad del trasplante pulmonar y/o hepático. Se estima que la incidencia de la fibrosis quística en nuestro país es de un caso de cada 3.500 nacidos vivos, mientras que uno de cada 30 habitantes son portadores sanos de la enfermedad.