La Maruca congregó a medio millar de niños en torno al balonmano (Fotografías)


Camargo se convirtió el sábado en el anfitrión del gran acontecimiento que celebra el balonmano de cantera en el norte de España.

La Maruca transformó sus instalaciones en once minicampos para albergar a los más de 500 niños de entre 6 a 9 años de 48 clubes cántabros y de Navarra, Segovia, Valladolid, Palencia y Asturias.

La jornada organizada por el Balonmano Camargo en colaboración con el Ayuntamiento y la Federación Cántabra de Balonmano comenzó a las 10:00 horas y finalizó pasadas las 17:30 horas con el acto de entrega de premios.